La Oficina del Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos (OACDH) condenó este jueves el ataque de decenas de colectivos contra el parlamento venezolano y pidió que la investigación que se abrió sea “rápida, eficaz e imparcial”.

“Condenamos el ataque violento del 5 de julio contra la Asamblea Nacional venezolana y lamentamos el hecho de que legisladores y trabajadores hayan resultado heridos por civiles armados, así como la destrucción de propiedad”, dijo la portavoz Elizabeth Throssell de acuerdo a lo reseñado por EFE. 

La Oficina del Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos, Zeid Ra’ad al Hussein, valoró el anuncio por parte del Gobierno venezolano de que se investigará el ataque, pero resaltó que las pesquisas deben efectuarse con “prontitud, de manera eficaz y de forma imparcial”.

La ONU también instó a los venezolanos utilizar solamente vías pacíficas para hacerse oír y urgió a todas las partes involucradas a renunciar a la violencia y a frenar el acoso a oponentes.

“Hacemos un llamamiento al pueblo de Venezuela para que sólo usen métodos pacíficos para hacerse oír y urgimos a todas las partes a que renuncien a la violencia y el acoso de oponentes”, así lo aseguraron al ser consultados sobre la violencia registrada en el parlamento venezolano por partidarios de Maduro donde diputados, periodistas y trabajadores resultaron heridos.

El Ministerio Público (MP) anunció la apertura de una investigación sobre el ataque contra el Parlamento y el defensor del Pueblo, Tarek William Saab, exigió que se aclaren los hechos.

No es la primera vez que ocurren hechos violentos de los que se identifican con el régimen venezolano contra parlamentarios venezolanos, además de la represión y actuaciones desmedidas de los cuerpos de seguridad que han dejado al menos 90 muertos desde que el pasado 01 de abril comenzaron las actividades de calle.

 

Comments

comments