Una serie de denuncias de acoso, abuso y violación sexual contra reconocidas figuras públicas en Venezuela, entre ellos escritores e integrantes del ámbito musical y teatral, ha desatado un debate sobre la necesidad de crear consciencia para evitar la “normalización” de comportamientos abusivos en un país donde la independencia judicial ha sido severamente cuestionada.

El fiscal general, Tarek William Saab, anunció que el Ministerio Público inició una investigación sobre algunos de los casos denunciados a través de redes sociales, algunos desde cuentas anónimas, y aseguró que se abrieron canales para que las victimas presenten formalmente las denuncias.

“Múltiples denuncias por vías diversas (…) queremos destacar casos, como, por ejemplo, de víctimas de estos depredadores sexuales, personas que habiendo tenido fama o poder han realizado actos de acoso o abuso en contra de adolescentes y menores de edad”, dijo en una transmisión del canal estatal.

Consultada por la Voz de América, Gabriela Buada, fundadora de Caleidoscopio Humano, una organización que brinda apoyo y orientación a las víctimas, señaló que, a través de las denuncias, queda demostrado que es posible visibilizar “las violaciones contra los derechos humanos, contra las mujeres” y exponer cómo el aparato de justicia “no está actuando de manera favorable”.

La activista enfatizó que no se puede continuar “con un sistema de justicia que no garantiza la investigación pertinente, que sea solamente un uso desproporcionado del aprovechamiento político y que no se garantice con la seriedad posible”.

En ese sentido, en las redes sociales surgieron mensajes de alerta ante la posibilidad de que algunos casos tengan un trasfondo político.

“Como estamos en tiempos de dictadura y estado fallido, quiero advertir la posibilidad que entre todas las denuncias verdaderas intenten colar alguna falsa por razones políticas o de simple extorsión”, expresó el defensor de derechos humanos Rafael Uzcátegui.

Buada agregó que “esto que estamos viviendo, estas denuncias en cascada por redes sociales no es más que la muestra de ese declive del sistema de justicia lleno de mucha impunidad”.

También recordó que son muchos los casos que se han denunciado y que “no se les ha dado justicia, no se les ha dado protección, no se les ha dado reparación”.

“Son muchísimos años sin campañas educativas, son muchísimos años sin acceso a derechos sexuales y reproductivos, son muchísimos años en el que las mujeres somos disminuidas por una sociedad patriarcal y machista. Desde Caleidoscopio Humano estamos apoyando a las víctimas que están denunciando y además de eso queremos orientarlas en cuanto a la necesidad de denuncia y a la búsqueda de justicia”, dijo Buada.

Según ella, “son muchísimos los agresores que se aprovechan de posiciones de poder para cometer delitos que deben ser denunciados, visibilizados”.

En tanto, Juan Guaidó, considerado presidente interino de Venezuela por decenas de países, destacó la importancia de denunciar los patrones y abusos a pesar de la vulnerabilidad en materia de atención a la víctima que actualmente se registra en Venezuela.

Además, subrayó el papel fundamental que actualmente cumplen las Organizaciones No Gubernamentales que brindan acompañamiento a las víctimas de violaciones de derechos humanos y que han sido perseguidas por el gobierno de Nicolás Maduro.

Por delitos sexuales, el Código Penal venezolano estipula penas de entre 10 y 20 años de prisión.

 

Comments

comments