Foto: Presidencia de la República.

Con el propósito de agilizar los trámites y crear el programa de competitividad industrial para promover el crecimiento del sector generando inversiones y nuevas plazas de empleo para la economía, el Consejo de Gabinete aprobó el proyecto que modifica y adiciona artículos a la Ley 76 de 2009, que dicta medidas para el fomento y desarrollo de la industria.

Esta iniciativa, resultado del trabajo articulado entre el Ministerio de Comercio e Industrias (MICI), el Ministerio de Economía y Finanzas, y por el sector privado, el Sindicato de Industriales de Panamá (SIP) -explicó el viceministro de Comercio Interior e Industrias, Manuel Grimaldo- modifica y adiciona artículos a la Ley 76 de 2009, y establece el Programa Nacional de Competitividad Industrial (PNCI) que incluye componentes como el fortalecimiento humano, fomento del financiamiento y desarrollo de las MIPYMES.

Además crea un nuevo registro para recopilar datos estadísticos y desarrollar indicadores que permitan evaluar el crecimiento de la competitividad y productividad del sector para la generación de políticas públicas adecuadas.

Beneficios de la norma

Entre los beneficios de la norma están: la agilización de la emisión del Certificado de Fomento Industrial (CFI),  mediante el cual se conceden créditos fiscales a la industria  de manufactura y agroindustria, con un aumento de 25% al 40% para apoyar específicamente la inversión en  investigación y desarrollo, capacitación de personal, inversión y reinversión, sistemas de gestión y aseguramiento de la calidad y de gestión medioambiental y el incremento del empleo asociado  a la producción.

El componente más importante del proyecto es el programa de competitividad industrial, enfocado en la coordinación de todos los actores institucionales y del sector privado, a fin de diseñar y ejecutar planes que favorezcan los elementos claves para el desarrollo del sector y la promoción de las exportaciones panameñas tales como la promoción de mercados, inocuidad de los alimentos, capital humano, entre otros.

El programa busca hacer más competitivo al sector productivo nacional para consolidarlo como un pilar importante de nuestra economía y mantenerla diversificada para no solo depender de los sectores de servicios financieros y logísticos, al mismo tiempo que busca impulsar las exportaciones panameña.

El sector industrial representa el 5.0% del Producto Interno Bruto del país y refleja una participación decreciente en el PIB; sin embargo, es el eslabón del segmento productivo que más aporta a la economía nacional, ocupando el cuarto lugar entre los sectores generadores de empleo, con un 7% del total de empleos en Panamá.

Acciones del Gobierno

Reconociendo la importancia que tiene el sector industrial para garantizar el desarrollo económico sostenible del país, a través del MICI se han propuesto acciones y programas de apoyo que estimulen la renovación y la innovación industrial con miras a lograr mayor diversificación del aparato productivo nacional, el encadenamiento industrial y la vinculación a los mercados internacionales, fomentando la creación de polos de desarrollo, contribuyendo a  la generación de más empleos y asegurando el desarrollo socioeconómico del país.

El ministro de Comercio e Industrias, Augusto Arosemena, expresó que con esta iniciativa el Gobierno ha dado un paso hacia el desarrollo de una política industrial y agroindustrial integral.

Con información de la Presidencia de la República de Panamá.

Comments

comments