Foto: Referencial.

Confort, tecnología y seguridad son algunas de las características más buscadas a la hora de adquirir un automóvil, por parte de los clientes

La oferta de vehículos en Panamá es amplia. Hay muchas marcas y modelos según el presupuesto del cliente, afirma Patricia Vukelja, directora ejecutiva de la Asociación de Distribuidores de Automóviles de Panamá, Adap. Fundada en 1950, la Adap organiza anualmente ferias de autos como Panamá Motor Show y Verano Auto Show, que ofrecen precios especiales y facilidades de pago mediante créditos bancarios. También mantiene al gremio informado sobre temas relevantes de la industria vehicular y la búsqueda de soluciones a problemas planteados entre clientes y las instituciones de Gobierno.

Vukelja afirmó que a la última edición de Verano Auto Show, efectuada en marzo pasado, asistieron ocho mil seiscientas personas en tres días, mientras que a Panamá Motor Show 2016 fueron más de 40 mil personas en diez días. Este año repetirán el evento Luxury Motor Show, cuya oferta incluye una serie de autos más lujosos, y en septiembre será nuevamente Panama Motor Show, cuyo nombre original durante muchos años fue Expo Auto, aseguró la Directora.

A pesar de la masiva asistencia a este tipo de eventos, según datos de la Adap, las ventas de autos han comenzado a decrecer este año, en relación con años anteriores. “Es una tendencia que sentimos se va a mantener por un tema cíclico”. En 2016 se vendieron un total de 66 mil setecientos autos y en 2015, 64 mil setecientos treinta y cinco.

Lo que buscan los compradores

Para Mariana Ferrer, gerente de mercadeo de la marca Renault Panamá, la mayoría de los clientes busca una relación satisfactoria de precio-valor y atributos como el confort, la tecnología y la seguridad, a la hora de adquirir un auto.

En Renault los precios de los vehículos oscilan entre 13 mil y 30 mil dólares. “En general, en Panamá pueden conseguirse precios de hasta menos de 9 mil dólares pero estamos hablando de vehículos sedán tipo A, con niveles de equipamiento muy básicos y que en muchos casos ni siquiera cuentan con un airbag”, explicó Ferrer.

En la empresa Ricardo Pérez S.A., distribuidora de autos marca Toyota en Panamá, los vendedores aseguran que adquirir cualquier modelo es una buena inversión que se revaloriza con el tiempo. La marca Toyota es la más vendida en Panamá, de acuerdo con la Adap (Ver Recuadro 1), y los precios oscilan entre 14 mil dólares y 70 mil dólares.

Préstamo de autos

Para solicitar un crédito bancario y adquirir un auto nuevo o usado es necesario cumplir con ciertas condiciones, de acuerdo con el banco. En la mayoría exigen los siguientes requisitos: solicitud de préstamo de auto, documento de identidad personal vigente (cédula o pasaporte), licencia de conducir, carta de trabajo, permiso de trabajo y carnet de migración (en caso de ser extranjero), recibo de pago de algún servicio (agua, luz o teléfono), copia de última ficha de seguro social y último comprobante de pago, últimas declaraciones de renta (si se trata de un trabajador independiente).

“La oferta bancaria en Panamá es agresiva y facilita el financiamiento de una variada selección de vehículos a escoger, según las necesidades del cliente”, concluyó Vukelja.

 

Comments

comments