Foto: Archivo

La Fiscal General de la República, Luisa Ortega Díaz, consignó este jueves un documento ante la Sala Constitucional del Tribunal Supremo de Justicia fijando posición ante la sentencia emitida por esta institución pública, sobre la Asamblea Nacional Constituyente.

Indicó que solicitó que se aclare lo referido a la progresividad de los derechos humanos porque la sentencia es un “retroceso en materia de DDHH”.

Explicó que la Carta Magna establece la  progresividad de los DDHH, la cual bajo ninguna circunstancia puede ser desmejorada “nosotros aprobamos la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela en un proceso de participación y consulta de todo el pueblo venezolano, a través de varios procesos de referendo, en consecuencia esos derechos no pueden ir hacia atrás”.

Ante esto alertó que se pretende “vulnerar la progresividad de los DDHH mediante un proceso constituyente, donde la participación popular ha sido reducida a su mínima expresión”.

Destacó que para ejecutar la convocatoria deben tener igual o más participación de la que se tuvo en 1999, de de lo contrario no se estaría avanzando.

También quiere saber  “si la soberanía reside intransferiblemente en el pueblo como dice el artículo 5 de la Constitución y ¿Cómo el pueblo soberano transfirió al órgano del poder constituido esa soberanía?”

“Más preocupante es que dice la sentencia que la iniciativa popular la cual corresponde a distintos entes o factores, el artículo 348 establece la iniciativa de convocatoria para la Asamblea Nacional Constituyente podrá tomarla y señalan varios, de último está el 15% de los electores inscritos en el registro civil y electoral, si la convoca ese 15%,  esa es la única forma de acuerdo a la sentencia que será consultada con el pueblo.  La decisión emanada de un poder  que actué en representación del pueblo” está por encima de este, aseveró.

Con información de El Venezolano de Miami

 

Comments

comments