Todo comenzó con dos lanzamientos pegados que le hizo el lanzador de Tiburones, Jorgan Cavanerio, al bateador cubano de los Leones, Félix Pérez.

El partido, que se jugaba este miércoles en el estadio Universitario de Caracas, se encontraba en el cierre del noveno episodio con ventaja 6-0 en favor de los “salados”.

Al segundo lanzamiento pegado de Cavanerio, Pérez corrió hasta el montículo, le lanzó el casco al lanzador y se vaciaron las gradas.

Tras el compromiso, Oswaldo Guillén, mánager de Tiburones, escribió este comentario en Instagram:

 

Comments

comments