El presidente, Juan Carlos Varela, hizo hoy un llamado a los líderes del mundo a entablar diálogos para evitar conflictos,  a  luchar para que el narcotráfico no se robe la paz en la región y a detener por la vía democrática la crisis política en Venezuela.

El Mandatario, que intervino hoy en la sesión 72 de la Asamblea General de la Organización de Naciones Unidas (ONU), afirmó que lidera un Gobierno honesto que ha permitido mejorar las condiciones de vida de los panameños sin elevar los impuestos, avanzando de esta manera en el cumplimiento de los objetivos de desarrollo sostenible.

“Aumentamos significativamente el salario de los funcionarios públicos, policías, educadores, médicos, enfermeras; revisamos el monto de las jubilaciones y de las becas, y fortalecimos las ayudas monetarias condicionadas”, expresó el presidente Varela.

 

Una salida la crisis de Venezuela

En su discurso, Varela también  se refirió a la crisis política que atraviesa  Venezuela, la cual tiene un impacto en la región y llamó a detener los enfrentamientos.

“Urge reconocer que para llegar a una solución del conflicto ambas partes deben encontrar el camino del entendimiento, una hoja de ruta definida para realizar las elecciones en el 2018. Sería un error que el Gobierno Democrático de Venezuela imponga un modelo político unipartidista, pues agravaría la crisis social y humanitaria del hermano país, generando un excesivo flujo migratorio que provocaría situaciones complejas en los países vecinos”, advirtió.

 

 

 

 

Proceso de Paz, Colombia y narcotráfico

El presidente Varela destacó que América y el mundo se alegran porque Colombia continúa con la implementación del Acuerdo de Paz, proceso que se consolidará  si hay aceptación de la falta cometida, corregir y buscar la reconciliación, tal cual fue el mensaje del papa Francisco en su reciente visita a ese país.

“Sin embargo, nuestro continente se enfrenta a un problema que trasciende fronteras: el aumento de la producción de drogas y el narcotráfico. Es necesario que los líderes de América busquemos la unidad para enfrentar este desafío que amenaza la tranquilidad de los pueblos, principalmente en el Triángulo Norte”, por lo que instó  a los jefes de Estado de países productores y consumidores de drogas a apoyar la lucha de Panamá para evitar más muertes del narcotráfico.

El presidente Varela señaló que “no podemos permitir que el narcotráfico se robe la paz que tanto costó recuperar en Centroamérica y Colombia”, pues condena a la pobreza a los pueblos, afecta el presupuesto del Estado, obliga a invertir recursos en seguridad en lugar de destinarlos a educación, salud, vivienda y transporte; desafía la autoridad de los gobiernos y mina la lealtad que deben al Estado quienes están obligados a obedecer y hacer cumplir las leyes.

 

 

Comments

comments