El presidente de Colombia, Iván Duque, dijo este lunes en una declaración conjunta con el secretario de Estado de EE.UU., Mike Pompeo, que ambos compartieron preocupaciones sobre el apoyo que “la tiranía y la dictadura” de Nicolás Maduro le da a grupos terroristas en su territorio.

Pompeo, por su parte, dijo que el mundo debe continuar apoyando los esfuerzos, del pueblo venezolano de volver a la democracia y acabar con la tiranía de Nicolás Maduro que tiene un impacto, no solo en los venezolanos, sino en toda la región.

Las declaraciones de Duque y Pompeo tuvieron lugar después de reunirse en Bogotá y antes de la inauguración de la III Conferencia Ministerial Hemisférica de Lucha contra el Terrorismo, a la que asisten delegados de 25 países.

Duque agradeció “especialmente lo que ha sido una coordinación para denunciar los efectos perniciosos de la dictadura de Nicolás Maduro en la peor crisis humanitaria y la peor crisis migratoria que haya visto América Latina en su historia reciente”.

“Estamos hablando de más de 6 millones de personas que pueden haber dejado Venezuela en los últimos años”, y “Colombia tiene 1.6 millones de emigrantes”.

Duque señaló además que la presión fiscal social y económica que esto genera solo se podrá “podrá resolver cuando empiece una transición creíble en Venezuela”.

“Quiero también expresar que los avances que hemos tenido en el TIAR para denunciar los atropellos y la connivencia de la dictadura de Venezuela con estructuras criminales debe conducir a que la presión por esa transición política sea la más rápida posible”, añadió el presidente colombiano.

En ese sentido, Pompeo dijo que “Estados Unidos agradece la generosidad del pueblo de Colombia y su esfuerzo de cuidar un millón 600 mil refugiados, es algo notable”.

Agregó que “Estados Unidos y Colombia continuarán trabajando con esos países de manera bilateral para ayudar a los venezolanos a restaurar la democracia”.

El secretario de Estado alabó a Colombia como un país que “defiende en el hemisferio las libertades, el adalid de la libertad”.

Duque apuntó que “Colombia y Estados Unidos han tenido una alianza histórica y se mantendrá y se fortalecerá y hoy también la afianzamos por la defensa de la libertad en un país como la hermana República de Venezuela”.

El presidente colombiano agradeció también la colaboración y el apoyo de Washington en la lucha contra las drogas y dijo que en 2019 Colombia llegó a cifras récord de erradicación manual, de incautaciones y destrucción de laboratorios y de capacidades para estructuras del narcotráfico.

Pompeo agregó que “como resultado de los esfuerzos denodados contra las drogas del presidente (estadounidense, Donald Trump) y del presidente Duque, se ha podido reducir enormemente las cosechas”.

“Mucho más hay que hacer y estamos en ese camino”, dijo Pompeo.

La canciller colombiana, Claudia Blum, recibió previamente esta mañana a Pompeo. Antes de la declaración, Pompeo y Duque sostuvieron un encuentro.

A la III Conferencia Ministerial Hemisférica de Lucha contra el Terrorismo asisten delegados de más de 25 países.

El evento se celebra en la Escuela de Cadetes de Policía General Francisco de Paula Santander, y en ella participará también el presidente encargado de Venezuela, Juan Guaidó.

Argentina, Bahamas, Belice, Bolivia, Brasil, Canadá, Chile, Costa Rica, Ecuador, EE.UU., El Salvador, Guatemala, Guyana, Haití, Honduras, Jamaica, México, República Dominicana, Panamá, Paraguay, Perú, Santa Lucía, Trinidad y Tobago, Uruguay y Colombia enviaron delegaciones a la conferencia.

También habrá representaciones del Comité Contra el Terrorismo de Naciones Unidas, la Comisión Interamericana contra el Terrorismo de la OEA, Interpol y de Ameripol, así como observadores de España, Israel y Venezuela.

En el encuentro se examinará cómo estrechar la cooperación internacional y su eficacia en la lucha contra el terrorismo.

Comments

comments