VÍA: LA PATILLA

Suspendido hace dos meses, el campeonato de fútbol de Costa Rica retornará a la acción este martes y miércoles bajo estrictas medidas sanitarias y en medio de un escaso nivel de propagación del nuevo coronavirus en todo el país en las últimas semanas.

La reanudación fue programada para el miércoles 20, pero los partidos Guadalupe-Limón (21H00 GMT) y Cartaginés-Alajuelense (02H00 GMT de miércoles) fueron adelantados para el martes.

La fecha 16 del torneo Clausura se completará el miércoles con los duelos Grecia-Pérez Zeledón, Universitarios-Santos (21H00 GMT), San Carlos-Jicaral (23H10 GMT) y Saprissa-Herediano (02H00 GMT del jueves).

Costa Rica, que ha logrado cierto éxito en la contención de la COVID-19, con un bajo nivel de contagios y de letalidad, se convierte así en el primer país latinoamericano en reanudar el fútbol, con excepción de Nicaragua que nunca suspendió su torneo.

Pero lo hace bajo severas restricciones: sin público en las gradas y con el mínimo de personas en el estadio, incluyendo jugadores, cuerpo técnico, médicos, árbitros y dirigentes.

De la prensa, únicamente pueden estar presentes la televisión y radios oficiales del equipo sede, con el equipo mínimo posible para realizar su trabajo.

– Sin abrazos y sin escupir –
Bajo el protocolo adoptado por la Federación Costarricense de Fútbol (Fedefutbol) y la liga de primera división (Unafut), todos los que ingresen a los estadios serán sometidos a controles de temperatura y deberán permanecer dentro de las instalaciones con cubrebocas, con excepción de los jugadores.

Los jugadores tienen prohibido abrazarse para celebrar goles y no podrán escupir durante el partido.

Igualmente, los balones utilizados serán desinfectados antes del partido y al medio tiempo.

El pasado viernes, los 12 equipos de la primera división retomaron los entrenamientos colectivos luego de dos semanas de prácticas separadas en grupos reducidos para minimizar el contacto.

“He de estar agradecido con las decisiones que ha tomado este país con respecto a la pandemia. Es importante para hoy día poder ser el primer país de América que está volviendo al fútbol”, destacó el argentino Andrés Carevic, técnico del Alajuelense, uno de los clubes más populares del país.

Por el contrario, el analista e historiador deportivo Rodrigo Calvo consideró inoportuno el regreso del fútbol.

“No hay otra forma de decirlo mejor: no es una buena época para jugar al fútbol en ninguna parte del mundo, hasta que no haya una vacuna contra el coronavirus”, sostuvo Calvo en una opinión escrita enviada a la AFP.

Los clubes de fútbol enfrentan una difícil situación financiera que tiene a muchos al borde de la quiebra, pero “el riesgo de salud es total en un deporte de contacto”, alertó Calvo.

– Clásico –
Sin embargo, el presidente de la Unafut, Julián Solano, aseguró que “estamos retornando al fútbol porque tenemos un sistema de seguridad social que nos ha permitido controlar la pandemia”.

“No solo el fútbol está retornado, hay otras actividades que han sido autorizadas por el gobierno. Todas con un protocolo refrendado por las autoridades”, agregó Solano, en referencia a la paulatina reanudación de actividades suspendidas para contener la propagación del nuevo coronavirus.

A falta de siete fechas del torneo regular, cuatro de semifinales y dos de una posible final, los jugadores también celebran la reanudación del fútbol mayor.

En uno de los partidos más llamativos de la fecha, el líder Saprissa recibirá al campeón Herediano.

“Todos los equipos empezamos de cero, lo importante es dar un golpe de autoridad en este primer partido”, comentó el lateral derecho saprissista Ricardo Blanco, quien espera vencer para mantener el liderato, con Alajuelense que lo sigue a 4 puntos.

Comments

comments