Foto: asamblea.gob.pa

Con la presencia de los magistrados del Tribunal Electoral, el pleno de la Asamblea Nacional de Panamá aprobó este martes en tercer debate el Proyecto de Ley 292 de reformas del Código Electoral, luego de que el pasado lunes fue sometido a su aprobación en segundo debate nuevamente.

El presidente e la Comisión de Gobierno, Justicia y Asuntos Constitucionales de la Asamblea Nacional, Quibian Panay, manifestó que este proyecto es conveniente para el país, porque se lograron modificaciones al documento original y sobre todo se realizaron todas basadas en el consenso.

El diputado Panay, durante el uso de la palabra ante el pleno, sostuvo que este ha sido un arduo trabajo, que incluyó a todas las organizaciones políticas del país, en conjunto con representantes de la sociedad civil para reformar el sistema electoral de manera estructural.

Entre las modificaciones se trataron los informes de gastos de los aportes privados para que estos sean presentados 15 días después de la elección y no después de la aprobación. También se incluyó que 30 días después de la elección deben presentarse todos los informes en cuanto a las donaciones recibidas. Se aclara, además, que la mora de más de dos meses consecutivos en la entrega del informe produciría la nulidad de la candidatura, según la propuesta original del proyecto.

Por su parte, la diputada independiente Ana Matilde Gómez mostró su insatisfacción con el proyecto de ley con los topes menos altos y que las mujeres lograrán la paridad que reclamaba espacio en la contienda electoral.

Aunque la diputada Gómez sí reconoció que el documento tiene logros importantes por los esfuerzos de todos los sectores involucrados, pero será el electorado el que dará la respuesta si en verdad se logró el cometido por el que el que se trabajó por mucho tiempo.

Mientras, el diputado oficialista Luis Barría señaló que el proyecto es viable para las próximas elecciones generales y se debió a los constantes debates a los que fue sometido el documento desde el principio.

Barría dijo que en el documento se establecen reglas claras como tope de campaña, control de donaciones, avance en la propaganda electoral, periodos de campaña disminuidos, la participación de candidatos en forma equitativa, aspectos de candidaturas, organizaciones primarias presentó avances, la elección plurinominal, los PARLACEN, entre otros, que son significativos.

El Tribunal Electoral estima que para el quinquenio 2019-2024 se destinarán 100 millones de balboas para subsidio electoral. Las reformas plantean que el 60 por ciento de este monto se invierta en campaña electoral.

De acuerdo con esta institución, el Estado estaría sufragando la publicidad y el proyecto de ley establece restricciones en el uso de las donaciones privadas.

Las reformas al Código Electoral apuntan a varios aspectos, incluido un mayor control y limitación de los recursos de la campaña proselitista.

Según un comunicado oficial de la AN, la propuesta original incluía 27 recomendaciones, de las cuales 19 fueron acogidas por los diputados, reseñó EFE.

Antes del comienzo del último debate, Panay recordó que entre los cambios aprobados en segunda lectura estaba un tope máximo de financiación privada a las campañas: hasta 10 millones de dólares para la presidencial y hasta 300.000 dólares para un diputado.

Recordó que inicialmente en cuanto a la candidatura presidencial existía el criterio de 5 dólares por elector (son 2,7 millones de electores en la actualidad), lo que daba cerca de 13,5 millones de dólares, pero en el segundo debate se redujo a 10 millones.

El tiempo de las campañas disminuyó de 90 a 60 días, mientras que las de las primarias pasarán de 60 a 45 días, y se estableció que solo se podrá hacer campaña en los periodos establecidos, restricción que no existía antes, indicó Panay.

Con información de la Asamblea Nacional de Panamá y EFE.

Comments

comments