La fiscal general de Venezuela, que se encuentra en el exilio, Luisa Ortega Díaz, anunció que “cuando el período de Maduro termine en enero de 2019, cualquier organismo internacional puede ejecutar la decisión del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) en el exilio“.

“El juicio sirvió para exponer al mundo la trama de corrupción que existe en Venezuela, destacando a Nicolás Maduro como principal corrupto, dijo, según lo informado por La Patilla.

En una entrevista, explicó “Quedo demostrado con pruebas que el gobierno de Maduro recibió dinero de Odebrecht, que 35 mil millones de dolares en obras no se ejecutraron, ¿dónde está ese dinero?”

 

Asimismo, señaló que para ella, “Maduro no es presidente, él está usurpando ese cargo, al ponerse a la orden de la Asamblea Nacional Constituyente (ANC) Maduro pierde el cargo de presidente”.

Culminó anunciando que tiene previsto tomar acciones jurídicas contra funcionarios del Gobierno venezolano.

Comments

comments