La oposición venezolana ve cuesta arriba la posibilidad de escoger un candidato único que los represente antes del 30 de abril, la fecha fijada por la Asamblea Nacional Constituyente para realizar las elecciones presidenciales anticipadas.

Por un lado, las divisiones internas entre los opositores han aflorado en los últimos meses y las principales figuras opositoras han sido inhabilitadas para ejercer cargos públicos, están presos o en el exilio; y por otro, las condiciones para unas elecciones “transparentes y creíbles” —como reconoció el martes el Grupo de Lima— no están ni por cerca garantizadas.

Sin condiciones electorales ni reglas claras, el vicepresidente de la Asamblea Nacional, Alfonso Marquina, considera que es inconveniente acudir a las urnas.

“Inconveniente, porque nosotros la lucha que estamos dando no es para que vayan a votar es para que los venezolanos puedan elegir y para que se pueda elegir tienen que haber garantías para elecciones justas. Con este CNE (…) la dirigencia opositora tendrá que revisar su participación o no”, dijo el parlamentario

La dirigente opositora María Corina Machado fue mucho más allá de cuestionar la legitimidad de la convocatoria. “No son elecciones, son ejercicios militares”, indicó.

Pero, por su parte, el presidente Nicolás Maduro, está dispuesto a aprovechar la sorpresa y la fractura de la oposición.

“¡Vamos a dar una gran batalla. Estoy preparado y vamos a tener una gran victoria!”, dijo el mandatario ante un grupo de sus seguidores, congregados en Caracas para conmemorar el derrocamiento del dictador Marcos Pérez Jiménez en 1958.

“Yo estoy a la orden de la candidatura presidencial, si así lo deciden las fuerzas sociales y políticas de la revolución bolivariana”, resaltó.

Según la más reciente encuesta de la respetada firma Datanálisis, Maduro cuenta con un 21,7 por ciento del respaldo popular. “En condiciones normales, no ganarían. Pero estas no son condiciones normales”, dijo a Reuters el director de la encuestadora, Luis Vicente León.

“¡La única gran verdad es que a este gobierno y su cúpula lo aborrece la inmensa mayoría de los venezolanos! ¡Si se libera el derecho que tiene nuestro Pueblo a decidir se van! ¡Unidad más que nunca!”, solicitó el excandidato presidencial Henrique Capriles, inhabilitado desde el año pasado a postularse.

Comments

comments