Detroit Tigers' Miguel Cabrera hits a one-run single to score Nicholas Castellanos in the fourth inning of a baseball game against the Miami Marlins in Detroit, Tuesday, May 21, 2019. (AP Photo/Paul Sancya)

Cuando entregué esta columna, Miguel Cabrera había conectado 2804 hits en las Grandes Ligas, segundo entre la lista de venezolanos detrás de Omar Vizquel, quien a lo largo de 24 temporadas sonó 2877 indiscutibles.

La cifra de Cabrera es mientras corre su temporada 17 en el mejor béisbol del mundo. El venezolano tiene contrato garantizado con los Tigres de Detroit hasta el 2023, con opciones del equipo para las zafras 2024-2025, siempre y cuando finalice en el Top 10 de los Más Votados para el Jugador Más Valioso.

Vamos con lo seguro. Entonces podemos decir que le queda el resto del mes de septiembre 2019 y cuatro temporadas más para conectar 196 indiscutibles. Todo indica que será un hecho, pero para nadie es un secreto las lesiones que últimamente han mermado la producción del Triple Coronado venezolano.

Ahora bien, incluso con dolencias, si nos olvidamos de estos días de septiembre, pudiéramos decir que 50 hits por cada una de las cuatro temporadas aseguradas que le restan tampoco es gran cosa para uno de los mejores bateadores de los últimos tiempos. Miguel es Miguel.

Después de una temporada 2018 para el olvido, en la Miguel conectó 40 hits en 38 juegos, en 2019 su mejoría ha sido notable. No es el mismo bateador temido de antes, pero ha hecho los ajustes necesarios.

Primer venezolano

De conseguir Miguel Cabrera los tres mil indiscutibles, cifra que pensamos desde esta tribuna que puede alcanzar, incluso en 2020 o en el primer mes de la campaña 2021, se convertiría en el primer venezolano en conseguir esa cifra y sexto entre los latinos después de Albert Pujols (República Dominicana), Adrián Beltré (República Dominicana), Rafael Palmeiro (Cuba), Rod Carew (Panamá) y Roberto Clemente (Puerto Rico) No incluyo a Álex Rodríguez (New York, Estados Unidos) en la lista.

Solo 32 peloteros en la historia de las Grandes Ligas han conectado tres mil hits o más, y con la excepción del primero en la lista Pete Rose, quien conectó 4256, Derek Jeter (esperando por elección), Albert Pujols (activo), Adrián Beltré (esperando por elección), Ichiro Suzuki (esperando por elección), Álex Rodríguez (esperando por elección) y Rafael Palmeiro, el resto está en el Salón de la Fama.

Podemos decir, entonces, que los tres mil hits para un bateador es una llave casi segura para entrar al Templo de los Inmortales. Rose y Palmeiro, por problemas extra deportivos, se quedaron fuera de ese histórico grupo.

Una vez finalizado el contrato asegurado de Miguel Cabrera en 2023, ya tendrá 40 años por lo que un retiro inmediato parece lo más probable. Habrá que esperar. De ser así, cinco años después tal cual lo dice el reglamento, será elegible por primera vez para las votaciones del Salón de la Fama.

 

 

Comments

comments