Luego de las elecciones primarias realizadas este domingo en Argentina, en donde resultó ganador kirchnerismo, el Presidente Mauricio Macri anunció un paquete de medidas económicas para paliar el efecto de la devaluación y llevar “alivio” a 17 millones de trabajadores y familias.

Asimismo, a través de La Nación de Argentina se conoció que Macri, pidió “disculpas” por sus declaraciones durante la conferencia de prensa del lunes pasado, cuando responsabilizó al kirchnerismo por el temblor en los mercados y la suba del dólar que generó la derrota del oficialismo. “Respeto profundamente la decisión de los argentinos”, sostuvo en un giro de su postura. Hizo autocrítica y convocó al diálogo a sus rivales electorales.

Macri dijo que habrá un aumento del 20% en el mínimo no imponible y en la deducción especial del impuesto a las Ganancias. Esta medida beneficia a 2 millones de personas e implica una mejora de unos 2.000 pesos mensuales.

El nuevo mínimo no imponible del salario bruto será de 55.376 pesos mensuales para trabajadores solteros y 70.274 pesos mensuales para una familia tipo. Los trabajadores autónomos recibirán una reducción del 50% en los anticipos que deben pagar el resto del año.

Ganancias, bonos, pymes, becas y nafta: las medidas que anunció Macri
en un mensaje grabado desde la quinta de Olivos, el Presidente anunció también un congelamiento del precio de la nafta durante 90 días; dos “pagos extra” de Asignación Universal por Hijo (AUH) de 1000 pesos mensuales en septiembre y en octubre; y un aumento del salario mínimo vital y móvil para unos 2 millones de trabajadores.

Además, los empleados de la administración pública nacional, las fuerzas armadas y las fuerzas de seguridad federales recibirán un bono a fin de mes de 5 mil pesos. Y anunció un incremente del 40 por ciento de la beca Progresar.

El paquete incluye un plan de la AFIP que dará 10 años de plazo a las pequeñas y medianas empresas ( pymes),autónomos y monotributistas para que se pongan al día con el pago de sus compromisos. En este plan se podrán incluir deudas vencidas hasta hoy, con tiempo para inscribirse hasta fin de octubre.

Durante su discurso, el mandatario resaltó que hizo “autocrítica” y les habló a los votantes enojados con su gestión. “Dijeron ‘no puedo más’, sintieron que les exigí mucho. Fue como trepar el Aconcagua y hoy están enojados“, aseveró.

Macri prometió “hacer lo imposible” para acompañar y “aliviarles” la vida a los argentinos que tuvieron dificultades por la crisis. “Tomo estas medidas porque los escuché”, dijo.

Antes de anunciar las medidas, Macri se refirió a su reacción después de la dura derrota del oficialismo en las PASO. “Quiero pedirles disculpas por lo que dije en la conferencia de prensa del lunes. Dudé de hacerla porque todavía está muy afectado por el resultado de la elección, estaba sin dormir y triste”, se justificó.

Luego, se refirió al resultado de la elección: “Quiero que sepan que los entendí y respeto profundamente a los argentinos que votaron otras alternativas o que nos votaron en 2015 y ahora eligieron no acompañarnos”.

Además, Macri llamó al diálogo a los referentes de la oposición. Dijo que se comunicó con varios de los precandidatos presidenciales que pasaron el filtro de las PASO y sugirió que volverá a llamar a Alberto Fernández.

Hablé con algunos candidatos e insistiré con los que no pudimos hablar. Quiero reunirme con ellos, que transmitan tranquilidad en el proceso electoral. Debemos conversar, mantener líneas abiertas y no entender esto como peleas entre enemigos, sino como discusión entre rivales en el marco de nuestra democracia”, resaltó.

Y subrayó que su “tarea” como presidente es “cuidar la gobernabilidad”. “Siempre sostuve que el diálogo es el único camino. En estas últimas 48 horas quedó claro que la incertidumbre política ha generado mucho daño”, señaló.

Comments

comments