El Chelsea le entregó al Liverpool su primera liga en treinta años al derrotar este jueves al Manchester City 2-1 en Stamford Bridge.

Los de Jürgen Klopp necesitaban que el City no ganase para levantar la Premier sin necesidad de jugar y un Chelsea necesitado de puntos para lograr meterse en Liga de Campeones se merendó a los de Pep Guardiola aprovechando los contraataques.

Un golazo de Christian Pulisic y un penalti transformado por Willian envió el título de la Premier League a Anfield, donde ya se está descorchando el champagne.

 

 

Comments

comments