Maneri, quien está cursando noveno grado en el Colegio Internacional de María Inmaculada, sueña con crear una compañía para desarrollar soluciones que puedan ayudar al planeta y a las personas.

“Por ejemplo, soluciones para evitar la contaminación, energía sostenible, prótesis, todo con el interés de darle una mejor calidad de vida a las personas que vivimos aquí en la tierra”.

Así, sin dudarlo, respondió este joven de apenas 15 años y que en octubre 2018 participará por tercera vez de manera consecutiva en la Olimpiada Nacional de Robótica, una iniciativa organizada por Panamá Stem, empresa que también patrocina a este talento venezolano.

En 2016, su primer año, él y su grupo de trabajo presentaron un proyecto para ordenar basura de manera inteligente. Al final se quedaron con la cuarta posición. Un calendario más tarde, en 2017, su equipo llegó en tercer lugar trabajando con una iniciativa de sembrar plantas para eliminar las emisiones.

“En 2018, el proyecto que vamos a presentar en la WRO (World Robot Olympiad) se trata de algo muy similar al 2017. La finalidad es medir fertilidad de terrenos y hacerles el trabajo un poco más suave a los campesinos. Hacemos nuestro robot, lo dejamos en el terreno y él nos dirá que terreno es apto y cuál no”, explicó Maneri.

El también violinista y youtuber, admitió que tiene como meta, luego de dos importantes experiencias, quedarse con el primer lugar. “Por supuesto que sí, para eso trabajamos todos los días, pero también reconozco que hay un gran talento que dice presente en este tipo de competencias”.

 

 

Desde niño

La afición por la robótica y la electrónica no es casualidad. Su padre, Ciro Maneri, técnico en electrónica, ha sido un gran modelo desde que recuerda. “De curioso, siempre estaba pendiente de lo que estaba haciendo y le preguntaba cosas. Podría decir que fue mi principal influencia”.

Ya cada día más inmerso en el mundo digital, Maneri tiene como patrón a seguir al físico, inventor y magnate Elon Musk, creador de Tesla Motors, Cofundador de PayPal, entre otras grandes compañías.

Espera estudiar ingeniería electrónica y para eso se está preparando desde ya leyendo muchos libros, viendo videos, instruyéndose con los consejos de su padre y asistiendo a competencias que le han brindado una importante experiencia.

Además, ocupa parte de su tiempo con una canal de Youtube llamado “Los inventos de Giam”, en el que intenta transmitir lo que hace.

“En mi primer video hablé sobre una mano robótica que se controlaba por teléfono a través de bluetooth, luego hablé sobre un proyecto de una casa domótica controlada por bluetooth”, explicó.

Para distraerse, cuando el tiempo así se lo permite, le encanta correr para mantenerse en forma y despejar la mente.

“Siempre estoy muy ocupado, porque si no son los estudios, es trabajando en proyectos, que es lo que realmente me apasiona. En esta experiencia, que aunque corta, ha sido enriquecedora, he podido compartir con muchachos de otras nacionalidades y ese es otro de los puntos que más se puede destacar”.

En pocas palabras

Un país: Italia.

Un plato de comida: Pizza.

Un personaje que admires: Elon Musk.

Un grupo de música: The Alan Parsons Project.

Una frase: “Todos los proyectos son difíciles, pero debemos tener perseverancia”.

 

 

 

Comments

comments