Foto: Twitter @unidadvenezuela

El director del Foro Penal Venezolano (FPV), Alfredo Romero, afirmó, este jueves, que desde el 4 hasta el 26 de abril se han registrado 1584 arrestos por protestas en Venezuela, de los cuales, 715 personas permanecen detenidas y denunció que muchas de ellas han recibido torturas y tratos inhumanos por parte de los cuerpos de seguridad del Estado.

En una rueda de prensa junto a la compañía de familiares de víctimas y detenidos, Romero indicó que a 234 personas se les ordenó el requisito bajo fianza para obtener su libertad, hecho que genera un retardo para su excarcelación porque hasta que la familia no consigne fiadores y el juez no admita el resto de las condiciones, las personas deben continuar en presión.

Asimismo, denunció los abusos, atropellos, torturas y tratados inhumanos a las que han sido sujetas las personas que han resultado aprehendidas, entre ellas, mencionó el caso de un reciente preso político, el profesor de la Universidad de Oriente, Joel Bellorín, quien fue arrestado en la movilización de este 19 de abril en la ciudad de Maturín, estado Monagas.  “En su caso se ha registrado que hubo torturas y tratos crueles”, dijo.

También hizo referencia a un joven de 15 años de edad, quien en su audiencia de presentación narró que fue golpeado en el estómago con rolazos y le raparon todo su cabello. “Quedó en libertad plena, porque el tribunal determinó que no existían elementos para que este muchacho estuviera detenido. Igualmente está un menor de edad en los Altos Mirandinos, quien explicó como la Guardia Nacional lo detuvo y lo golpeó brutalmente”, apuntó.

En tal sentido, aseguró que los casos de torturas que han recopilado durante todo este mes de detenciones las denunciarán ante el Ministerio Público y organizaciones internacionales como el Comité contra la Tortura de las Naciones Unidas (CAT) y la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH).

El abogado de la organización no gubernamental, instó a los oficiales de la Fuerza Armada Nacional (FAN), a los funcionarios de la Guardia Nacional y a los cuerpos de seguridad policiales a que no sean “esclavos” de la represión. “Ustedes son pueblo, exactamente igual como el manifestante”.

Agregó que, las manifestaciones pacíficas tienen todo el respaldo del Foro Penal, pero que las acciones violentas las rechazan por completo “vengan del lado del Estado o de los manifestantes”.

Patrón sistemático en tribunales

El también director del Foro Penal Venezolano, Gonzalo Himiob Santomé, resaltó que existe un “patrón sistemático” en el proceder de los tribunales a nivel nacional, puesto que no solo ignoran las peticiones y pruebas de las defensas en procesos de carácter político, sino que, además lo hacen con las solicitudes de libertad que ordena el titular directo de la acción penal, el Ministerio Público (MP).

“El artículo 44 de nuestra Carta Magna y los artículos 9, 229 y 233 del Código Orgánico Procesal Penal, dicen muy claro que cuando una persona está siendo investigada la libertad es regla, no la excepción. Es absolutamente absurdo y un crimen también, privar indebidamente de la libertad a las personas solo porque se está siguiendo una línea política”, especificó.

Ratificó lo dicho por la fiscal general de la República, Luisa Ortega Díaz, este martes, quien sostuvo que, en estos momentos, en Venezuela hay una “ausencia absoluta del Estado de Derecho”.

Por este motivo, el abogado penal, exhortó a los jueces, fiscales y operadores de justicia a posicionarse del lado de la Constitución y a decidir cómo aspiran a ser recordados, porque sus nombres permanecerán inscriptos en las actas penales. “Están siendo registradas y en el momento que corresponda se harán valer contra ustedes porque la justicia siempre llega”, añadió.

Recordó que, las medidas para castigar las violaciones a los Derechos Humanos no prescriben y son universales, es decir, quien quebranta los DDHH puede ser juzgado en el país donde actúo como en el resto del mundo, porque así está establecido en los tratados internacionales, a los que Venezuela está inscritos.

“Quien manifiesta no es un delincuente, no es un enemigo, no es un criminal; es un ciudadano que merece respeto y al que hay que proteger”, finalizó Himiob.

Comments

comments