@NituPerez_

Aunque dudan que los ciudadanos elijan para la primera magistratura a un Chávez colombiano, las elecciones al Congreso y para designar un nuevo Presidente, tienen la atención del mundo y sobre todo de la región. 720.259 colombianos que viven en el exterior, están habilitados para ejercer su derecho al voto en 69 países. Para algunos analista, las presidenciales se definirán a partir de las elecciones de éste domingo, al tiempo que se teoriza sobre la posibilidad que por primera vez en Colombia, pueda llegar la izquierda a Nariño.

Alfredo Rangel, economista con maestría en ciencias políticas, senador por el Centro Democrático en busca de la reelección, duda que en su país, los ciudadanos elijan para la primera magistratura a un Chávez colombiano. Esto es lo que dijo para Conversaciones: El chavismo venezolano siempre ha tenido como objetivo expandir su perniciosa tiranía hacia Colombia. Hasta ahora hemos sido un muro de contención; sin embargo, el crecimiento del candidato Gustavo Petro en las encuestas ha generado expectativas a los dirigentes del oficialismo venezolano porque suponen que ahora si, hay posibilidades que se establezcan un régimen chavista en mi país. No obstante, la mayoría de los electores colombianos siempre han rechazado a los demagogos y a los políticos irresponsables cuando se trata de elegir al Presidente, prevaleciendo la cultura tradicionalista y democrática. Eso es lo que se espera suceda nuevamente en las elecciones de mayo: que prive la tradición colombiana de no atender cantos de sirenas de los extremistas. El señor Daza del partido PSUV venezolano quien afirma que Petro será el “protagonista de lo que viene en Colombia este 2018” expresa solo un deseo que comparte con Cuba. Ambos aspiran que el chavismo –de la mano de Gustavo Petro- se imponga en Colombia.

Alfredo Rangel, senador por el Centro Democrático de Colombia.

¿Piensa usted que luego del masivo éxodo de venezolanos a Colombia ¿los ciudadanos de su país no querrán replicar la experiencia venezolana?
Sin duda alguna. Un 70%, tiene el inmenso temor que Colombia se les vuelva como Venezuela. Por ello hay una prevención de la ciudadanía en general y, en particular de empresarios, industriales, comerciantes y de la clase media, en evitar a toda costa, se repita aquí esa historia de miseria y empobrecimiento.

¿Sabe usted que la madre de Nicolás Maduro era colombiana, nacida en Cúcuta?
Eso dicen aquí.

Según la constitución de su país, ¿al ser hijo de madre o padre colombianos, éste también lo es?
Por supuesto.

Si la madre de Maduro era colombiana y además éste se residenció por un tiempo allí ¿Maduro es colombiano?
Si.

¿Sabe usted que la constitución venezolana en sus artículos 227 y 41 niega la posibilidad de ser presidente a quien ostente doble nacionalidad?
Si, lo he leído.

¿Será posible que en su país se hable abiertamente de este tema, que para nada denigra el gentilicio colombiano, pero que por ser una objetiva realidad conforma un obvio impedimento constitucional para que Maduro continúe en la presidencia de Venezuela?
Creo que cualquier argumento legal es absolutamente estéril e inútil ante la determinación del chavismo de aferrarse al poder a como de lugar. Ya lo ha expresado de manera clara Nicolás Maduro: “ni con las balas, ni con votos” me sacan de la presidencia. Así que para salir del chavismo en Venezuela, habría que apelar a otras opciones y la única alternativa que veo hoy, es que haya un pronunciamiento militar que retire a Maduro y al chavismo del poder y garantice una transición pacífica para el retorno de la democracia. Las vías legales en su país, están absolutamente agotadas, la tiranía impone su arbitrariedad, las elecciones son completamente amañadas y todos los mecanismos de la democracia son burlados y desconocidos.

¿La comunidad internacional debe tomar otras acciones a las ya ejecutadas, para ayudar a recobrar el hilo constitucional en Venezuela?
La responsabilidad de la permanencia del chavismo en el poder en Venezuela hay que señalarla, parcialmente, en los gobiernos democráticos de América Latina, los cuales han volteado la mirada para otra parte, se han hecho de la vista gorda con la destrucción de la democracia en Venezuela. Los gobiernos democráticos del continente han debido –desde hace rato-, cortar relaciones diplomáticas, hacer cumplir la Carta Democrática de la OEA como una medida de repudio y rechazo total a la tiranía implantada en Venezuela. Sin embargo, han sido muy cobardes al dejar prosperar ese régimen, con las terribles consecuencias de la crisis humanitaria por la que atraviesa el pueblo venezolano.

La politóloga y congresista María Fernanda Cabal, quien aspira a la reelección con el aval del Centro Democrático, también fue consultada para Conversaciones sobre el deseo del castro-chavismo de expandir su revolución prontamente en Colombia.

El objetivo de los comunistas es trasladar el Foro de Sao Paulo a Colombia por nuestra estratégica ubicación y así tener títeres y aliados de su ideología perversa en la región. Obviamente serían Petro, que es entrenado en el chavismo puro y López Obrador, los llamados a fortalecerlo y propagarlo. Eso lo sabemos y la obligación de quienes somos demócratas es abrirles los ojos al electorado y al mundo de la tragedia venezolana que es inocultable, porque la tragedia venezolana a pesar de que existía la cubana, no la vieron y fueron tras el discurso populista. Es incompresible que la sociedad venezolana se convirtiera de pronto en socialista, satanizando las ideas republicanas que hablan abiertamente de la desconfianza del sistema comunista que convierte a todos en pobres. La fórmula del desarrollo está inventada y es libre mercado y sana competencia que es lo único que garantiza una libertad económica, lo opuesto al control estatal. No contentos con asesinar al pueblo venezolano y como el marxismo es una ideología depredadora y satánica, ahora pretenden ampliar su tenaza a Méjico y Colombia y nos toca a nosotros evitarlo. A esto hay que comenzar a ponerle limites porque con el cuentico de la libertad mentirosa que cacarean, van destruyendo el estado de derecho a través de los mecanismos de la democracia y podríamos terminar expulsados de nuestro país como lo han hecho con ustedes o perseguidos, asesinados o encarcelados. Aquí en Colombia, todavía existe la salida electoral, cosa que en Venezuela es ya inexistente.

María Fernanda Cabal, congresista del Centro Democrático de Colombia.

¿Cual cree usted que es la salida entonces para Venezuela?
El estado de derecho no opera en Venezuela desde hace mucho, por ello digo, y basándome en la historia que nos revela como caen las dictaduras en el mundo, que el único mecanismo es con un golpe democrático, eso significa que las Fuerzas Armadas -que conocen perfectamente lo que esta sucediendo en su país- se pronuncien para establecer una asamblea, junta o como quiera llamarse, transitoria, cívico-militar para reconstruir la institucionalidad a la par que se preparan una elecciones autenticas, transparentes y con observación internacional.

Muchos venezolanos le preguntaría ¿con cuál fuerza armada?, hoy tan criticada por corrupta y entregada a Maduro
Siempre hay fracturas, siempre hay quienes entienden la necesidad de un cambio por su propia supervivencia. Triste fue como la comunidad internacional fue tan permisiva con Fidel Castro. Por eso digo que, ahora con el caso Venezuela, hay que aplicar medidas radicales antes que se siga muriendo la gente. Medidas como que USA deje de comprar petróleo a Maduro, lo que obligaría a la caída del régimen. Yo apoyo una intervención militar como lo hizo Reagan con Milosevic ¿De qué ha servido la OEA y la ONU? ¿para acompañar regímenes de izquierda? Por supuesto que el Secretario Almagro es una excepción, pero ¡por Dios! hagan algo para poner fin a la tragedia de millones de venezolanos.

Comments

comments