Los casinos online son un negocio imparable. Desde que aparecieran por primera vez hace ya algunos años, su popularidad no ha parado de crecer y eso se debe tanto a la comodidad que ofrecen como a los avances tecnológicos. Precisamente es esto último lo que les ha permitido liderar un sector muy concreto de la industria del entretenimiento formado por empresas que han sabido reinventarse y ofrece virtualmente un servicio que antes solo se entendía en establecimientos físicos.

Este es también el caso de Panamá, que tiene el contexto legal para aquellas casas de apuestas en línea que quieran establecer su actividad en este país de América Latina. Pese a tener una regulación muy liberal, las autoridades panameñas solo conceden licencias a aquellos que cumplan una lista muy estricta de requisitos, aunque, a decir verdad, estos acostumbran a terminar siendo todos aquellos que puedan pagar los impuestos y no hagan nada fuera de la legalidad.

Regulación de los casinos online en Panamá

Aunque los juegos de azar ya llevan varios lustros siendo legales en el país, sus versiones en línea no fueron regulados hasta hace un año. Con la resolución del mes de marzo de 2020, los mejores casinos online deben cumplir con los más estrictos estándares de seguridad para recibir la aprobación de la Junta de Control de Juegos y operar en Panamá. De esta manera, la JCJ quiere ofrecerle a los panameños la plataforma más segura para poder apostar en páginas nacionales.

Manuel Sánchez, director de la JCJ de Panamá, reconoció que la regulación se redactó pensando atraer inversión extranjera para convertir el país en un lugar para hacer negocios, pero hay que hacerlo con cautela y siendo muy rigurosos. Los ciudadanos panameños pueden jugar en páginas internacionales, pero, siguiendo el ejemplo de países como Colombia, el gobierno de la República quiere que lo hagan aquí para poder así beneficiarse de parte de los ingresos que este tipo de negocios genera.

Requisitos de los casinos online para operar en Panamá

En primer lugar, para dar licencias, la JCJ analizará que la persona detrás de la empresa que la solicita no tiene antecedentes que amenacen el interés público y que tiene un financiamiento de una fuente lícita. Además, las solicitudes solo podrán realizarse si se tiene un mínimo de cinco años de experiencia, si se cuenta con un representante legal en la República, si se cumplen con todas las leyes y reglamentos y, obviamente, si se aporta toda la documentación que se exige.

Entre otros, se necesita indicar las licencias que se quiere operar, presentar un plan de negocios (incluyendo la inversión inicial y proyecciones económicas a corto, medio y largo plazo), y aportar contratos relativos a la operación propuesta y los procedimientos que se llevarán a cabo para otorgar bonos. Además, la resolución de la JCJ obliga a indicar el balance de las pérdidas y ganancias de los tres años fiscales previos a la solicitud, así como las tres últimas declaraciones de renta.

Los casinos online, en alza

Se ha comprobado que la legalización y regulación de sectores como el de los casinos online es responsable del crecimiento de su popularidad, y eso debería verse con el tiempo también en Panamá. La resolución llegó justo a tiempo el pasado mes de marzo, pues las cifras globales de las plataformas de juego han crecido considerablemente desde que empezó la pandemia. Pero su éxito también tiene mucho que ver con la oferta de juegos que ponen a disposición de los usuarios.

En este sentido, y como hemos mencionado al principio, tienen un papel importante los avances tecnológicos y lo seguirán teniendo en el futuro en el país. La inteligencia artificial ya ha servido para mejorar, por ejemplo, la atención al cliente o para ofrecer unos bonos y unas promociones más personalizadas. Pero todavía puede hacer mucho más y podría conseguir objetivos tan diferentes como evitar que se utilicen medios ilícitos para jugar, detectar la ludopatía o aumentar la oferta.

La resolución del juego online, un primer paso

Hace cosa de un año, la Junta de Control de Juegos de Panamá tomaba una decisión definitoria para el futuro del sector del juego online en el país. La resolución de marzo de 2020 servirá para establecer la industria nacional de este tipo de juego, atraer inversión extranjera y abastecer las arcas del estado. Pero también debería ayudar a proteger a los panameños y panameñas amantes del juego en línea a poder jugar con seguridad.

 

Comments

comments