Un total de 30 personas de diferentes edades, muchos con evidentes trastornos de conducta ocasionados por el consumo de estupefacientes, fueron rescatados de las calles por colaboradores de la Dirección de Gestión Social de la alcaldía capitalina en colaboración con unidades de la Policía Nacional, la Policía Municipal y la Juez de Paz.

El trabajo inició a las 11 de la noche de este jueves 9 agosto y se extendió hasta las 4 de la madrugada del viernes con un recorrido por las zonas sensitivas de los corregimientos de Calidonia, San Felipe y Curundú.

Estas acciones se hacen semanalmente en diferentes puntos del distrito de Panamá con el objetivo de minimizar el número de indigentes en las calles y brindarles una mejor condición de vida.

De enero a julio de 2018 la Alcaldía de Panamá ha captado, atendido y dirigido a programas de rehabilitación y desintoxicación a 350 individuos sintecho.

Muchas de estas personas, drogodependientes o enfermos psiquiátricos, no tienen donde vivir y la mayoría sufren el abandono de sus familiares.

El gobierno Local les suministra ropa, corte de cabello, comida, aseo personal y atención primaria, a través de psicólogos y trabajadores sociales. Posteriormente son trasladados a la fundación REMAR para que reciban el   tratamiento y seguimiento necesario para su recuperación.

Estos operativos han permitido, además, ubicar delincuentes que se ocultan simulando ser indigentes para evadir la ley y continuar cometiendo delitos, los mismos son capturados y puestos a las órdenes de la autoridad competente.

Comments

comments