Alejandro León comenzó su carrera en la radio a la edad de 18 años. Foto: Corina Briceño.

Doce horas después aterrizó en ciudad de Panamá para participar como embajador de los III Juegos Latinoamericanos de Olimpiadas Especiales 2017. El clima de violencia y de protesta constante que se vive actualmente en Venezuela no le impidió cumplir con su compromiso de voluntario. Si hay algo que le apasiona a Alejandro León además de hacer radio, es apoyar diversas causas sociales que involucren a niños y jovenes. Su misión es enseñarles que pueden convertirse en agentes de cambio.

En su programa radial Zona Escolar, con más de diez años al aire, promueve a diario los valores que se han perdido en la sociedad, la necesidad de ser un buen ciudadano y la de perseguir los sueños con constancia y esmero. No solo se dirige a niños y adolescentes, también a padres, profesores y directores de escuelas.

“Zona Escolar ha jugado un papel importante en la educación de los jóvenes. Los medios de comunicación han perdido su norte, allí ya no hay espacio para educar a los niños y es necesario ofrecerles información y entretenimiento. Para mí ellos son una fuente viva, me gusta entrevistarlos, preguntarles qué hacen, qué piensan”, explica León. En su programa recibe a estudiantes que participan como locutores invitados para que interactúen frente al micrófono y conozcan la emisora de radio.

Detrás de Zona Escolar hay un equipo de producción que no solo trabaja en la radio, también organiza eventos, redacta contenido para las redes sociales y la página web de la marca y mantiene al día a una audiencia ávida de información. León es el director ejecutivo y bajo el sello de Zona Escolar ha creado diversos productos que le permiten seguir conectado con las necesidades de su público. Uno de ellos es VZLA Portátil, un programa de charlas que lo ha llevado de gira por varios colegios del país para hablar sobre un tema recurrente entre los jóvenes de hoy.

¿Me voy o me quedo?

“Cuando entro a un salón de clases y pregunto si alguien tiene la intención de irse del país, casi todos levantan la mano. Pero el hecho de tener la intención no quiere decir que realmente puedas irte. Los jóvenes están claros de lo que pasa en el país, saben que no viven en un gobierno democrático y eso les causa miedo y zozobra. Sin embargo, otro pequeño grupo dice que no se va”, comenta el locutor. Es una decisión muy personal irse o quedarse, afirma León. “Lo importante es no perder la conexión con el país, llevarlo siempre en el corazón”.

Con VZLA Portátil León pretende viajar a otras ciudades, principalmente de Estados Unidos, pero primero decidió venir a Panamá.

“El mensaje es que, más allá de estar pendiente de lo que ocurre en el país, hay que buscar la manera de colaborar con quienes la están pasando mal. Aliarse con personas u organizaciones y dar un aporte. El venezolano que vive afuera está tenso y preocupado por lo que pasa y sabemos que aquí en Panamá hay varias iniciativas que también están ofreciendo su apoyo”, aclara el locutor, quien ha participado en las recientes manifestaciones en contra del gobierno de Nicolás Maduro, en Caracas.

Ante la ola de protestas y la polarización que mantiene frente a frente a los venezolanos, León resalta que no es momento de juzgar a otros por sus acciones. “Es gastar energía y las posiciones radicales causan más daño. Solo hace falta preguntarse ¿qué estoy haciendo por el país? para sentirse realmente comprometido. No te hace más o menos venezolano irte o quedarte. No se trata de una competencia”.

En pocas palabras:

Un lugar: El Ávila.
Un plato de comida: la arepa.
Un libro: La melancólica muerte del chico ostra, un poemario de Tim Burton.
Una banda o un grupo musical: Los Crema Paraíso.
Una película: El Gran Pez.
Una frase: A Venezuela hay que llevarla siempre en el corazón.

Comments

comments